Utilidad del mielocultivo para el diagnóstico etiológico de infecciones bacterianas